lunes, 10 de febrero de 2014

9- Ventanas de oportunidad


         El Plan ha establecido corredores y avenidas de Luz en los planos internos, en las regiones morontiales intermedias, para que las almas transeúntes de la Vida puedan encontrar posibilidades y opciones de rumbos diferentes para su sanación e iluminación. Estos “corredores” o “avenidas” de Luz son establecidos por el trabajo de Discípulos de la Jerarquía, inspirados por Presencias Superiores de Conciencia-Luz. Se trata de sistemas, métodos y técnicas de sanación, meditación y filosofías de la Vida que establecen “puentes” entre un estado condicionado y limitado del alma y un estado de plenitud, libertad y amor, lo cual es “NUEVA CONCIENCIA”.
         Por lo tanto, lo que se está diciendo, es que el DHARMA (misión o servicio) que muchos chelas han sentido inspirada y/o intuitivamente es ser partícipes de acciones tendientes a manifestar y construir esos “puentes”, “corredores” o “vías” que conducen desde la oscuridad de ideas y creencias limitantes hacia la luz de una Nueva Conciencia en la Unidad.

         Los nuevos ‘CÓDIGOS DE UNIDAD’ han estado siendo proyectados a través de miles de chelas en el mundo, tomando diversas formas de expresión, por lo cual decimos que la mente de todo aspirante y estudiante debe permanecer alerta y abierta para no cerrarse en determinado camino e intentar ver que la aventura de la Vida se resume y condiciona tan solo a un tipo y clase de oportunidad.
         Existen muchos caminos, muchas ‘vías’ para llegar al ‘Sol de la Unidad’, muy disímiles y variados entre sí, pero válidos cada uno de ellos (siempre que hayan sido manifestados a partir del auténtico Dharma que conduce a la Unidad). “Ventanas de oportunidad” han sido abiertas de par en par, por cientos y miles de chelas. Poder ver esta integración de caminos y oportunidades como partes de un mismo Plan de servicio a las almas es una ‘clave’ más, un ‘código de unidad’ más entre los tantos que forman parte de la “Síntesis de Comprensión” que conduce a la Iluminación del alma humana.

         El Orden Dorado de Conciencia es un Orden Solar, luminoso en cuanto a irradiación de Vida, abarcativo e inclusivo en cuanto al calor de amor en la Unidad.
         La Conciencia Solar es Conciencia Crística, o de ‘Amor-Sabiduría’. Esto es lo que hemos estado irradiando y ofreciendo como instrucción en estos escritos, los cuales, en su conjunto, forman parte de una “Ventana de Oportunidad” más, entre las tantas…

         El escribiente, que es el receptor de estas transmisiones, ha tenido que superar obstáculos de dudas acerca de su propio DHARMA antes de decidir dejar fluir por su intermedio las frases que conforman estos escritos. Su sentir y decisión era clave para que lo que el ‘Sol’ en su interior estaba irradiando, pudiese manifestarse por escrito alcanzando luego la publicación, para que otros pudieran beneficiarse de ese fluir irradiativo.

         No es intención de estos escritos, ni de su Fuente ni del canal escribiente, que lo manifestado sea tomado como “verdad”, sino que sea considerado con ‘mente abierta’ y con ‘escepticismo positivo’ (a lo cual ya nos hemos referido en la primera transmisión).

Cada alma debe encontrar por sí misma su COMPRENSIÓN y AMOR-SABIDURÍA. Por lo tanto, el tomar manifestaciones escritas como ‘verdaderas’ tan solo por el hecho de ser consideraras “mensajes”, no es inteligente… Lo decimos porque vemos que esta actitud, la del “respeto prejuicioso hacia una supuesta autoridad espiritual”, es decir, el excesivo respeto y celo por la supuesta guía de algún supuesto ‘Maestro’ o “Iluminado”…, pone en riesgo muchas veces, el proceso de avance verdadero y progreso de las almas.

La intención de estos “BLOGS HERMANOS” fue, es, y será, ayudar a pensar, a aclarar conceptos, a encender una luz de interés por temas que son de vital importancia para el progreso de la Conciencia o Alma.
Si aunque fuera en algunos pocos…, esto se hubiera cumplido, sobradamente justificado estará el esfuerzo producido en manifestar estos trabajos.



LUZ Y PAZ EN LOS CORAZONES





sábado, 8 de febrero de 2014

8- Pautas para la Comprensión Cósmica de la Unidad


              Un Anclaje de Energías Doradas de LUZ y PAZ se está produciendo AHORA.

         Estos dos aspectos complementarios de la Energía Cósmica Solar provienen desde el Sol Central del Universo (Universo Local de Nebadón) y recorriendo un gran Canal multisolar y multidimensional llegan al Sistema Solar y finalmente al Corazón Solar en el interior de Urantia (Planeta Tierra). Este recorrido de las Energías es proyectado por una gran ‘Presencia-Conciencia’: EL CRISTO CÓSMICO UNIVERSAL. Su ritmo de Irradiaciones Doradas (irradiaciones de “Conciencia”) es cíclico y obedece a patrones Macrokósmicos.
         Lo expresado obedece a un gran Plan Evolutivo que se está manifestando paso a paso.

         Todo en la Vida Macro-Universal (del Gran Universo) está sujeto a LEYES INMUTABLES de RITMO, VIBRACIÓN, CICLOS, E INTERDEPENDENCIA, las cuales ningún sistema de vida puede eludir.
         Urantia se halla ahora en un ‘momentum’ clave y especial de un Ciclo Mayor, que está completando su rueda. Al promediar la mitad y también en su final, cada Rueda Evolutiva (sea menor o mayor) recibe la afluencia de KUNDALINI.

         Kundalini es energía de Propósito y Vitalidad alojada en la Matriz de la Materia, es un aspecto activo de la LUZ, y a ritmos periódicos (como se explicó, en cada mitad y al final de cada Rueda Evolutiva) despierta y asciende con movimiento ondulatorio por los centros vitales de toda la Creación, en todos los seres.
         Por lo tanto, ‘Kundalini’ está en el átomo, en las diferentes especies vegetales, en los animales y en el hombre, por que es una Fuerza de la Naturaleza, el aspecto ‘negativo’ o femenino de la LUZ.
         En cada ciclo evolutivo de cada criatura, kundalini se activa según períodos y ciclos rítmicos. Pero existen además ciclos cósmicos, que abarcan a Sistemas Solares, a Galaxias, a Cúmulos de galaxias, y más allá…, los cuales tienen su propia RUEDA EVOLUTIVA y su propia KUNDALINI, que por períodos cíclico-rítmicos, vitaliza la vida, dando así un gran impulso a la EVOLUCIÓN.

         De acuerdo a estos conceptos, es correcto decir que:

1-  La Kundalini impulsa la Evolución manifestando saltos cualitativos en las formas de vida que abarca y afecta.
2-  Cada Ciclo evolutivo está comprendido dentro de otro mayor que lo abarca, y así sucesivamente hasta alcanzar el ciclo en cada Universo Local, el de los 7 enormes Superuniversos y el Ciclo del MAHA UNIVERSO que lo abarca TODO.

Hoy hemos querido volver a hablar de un tema como este, el cual ya fue tocado en anteriores ocasiones (Blog Hermano: “Teosofía Solar y Universal”) por que tiene del todo que ver con el tema de este nuevo Blog: “CÓDIGOS DE UNIDAD”.

Comprender el significado de la EVOLUCIÓN cíclica y rítmica de la Vida es de vital relevancia para que ciertos ‘CÓDIGOS DE UNIDAD’ puedan establecerse en la conciencia humana.
         Ningún estudiante encaminado a la investigación de temas de esoterismo, metafísica y espiritualidad, debe saltearse el estudio de las Leyes Universales y las Fuerzas actuantes en la Naturaleza, así como los estudios de Cadenas y Ciclos evolutivos. Hace tiempo ya han sido sentadas las bases de estos conocimientos, pero pocos son los estudiantes que se abocan a su estudio y comprensión, prefiriendo temáticas de “auto-progreso” y “auto-superación”… Nada de malo existe en esas temáticas, pero si no se integra al estudio sobre autoayuda y progreso personal, temas sobre la Vida Universal y sus procesos, poco o nada podrá progresar el estudiante más allá de su esfera individual, y siendo así, poco y nada podrá comprender LA UNIDAD DE VIDA, de la cual como individuo, forma parte.
Recomendamos entonces, nuevamente, a todos los ‘estudiantes’, iniciarse en el estudio de esoterismo agregando a los posibles estudios de su propio interés personal que ya puedan estar efectuando, estudios sobre EVOLUCIÓN CÓSMICA. Es a través de estos estudios, los cuales sumergen a la mente individual en temas cósmicos, como las barreras limitadas e ilusorias de lo que llamáis “individuo” se irán diluyendo, dando paso, con nuevas comprensiones, a la CONCIENCIA DE UNIDAD.

Estableced pautas para vuestro despertar a la UNIDAD, aprendiendo a olvidaros de vuestros deseos personales inmediatos y poniendo vuestros ojos en un horizonte más abarcativo, impersonal y holístico. Aprended este arte; iniciadlo con deciciones acordes.

Nosotros estamos en vuestros sueños y almas y vemos lo que necesitáis.
Actuad también vosotros conforme a vuestras más profundas necesidades.


Conciencias del Sol





jueves, 6 de febrero de 2014

7- Hacia la Síntesis


         El complemento del Sol es la Paz.
         Luz y Paz son energías complementarias de la Unidad de Vida.

         La LUZ no es simplemente la luz física, sino la Luz espiritual que es AMOR-PROPÓSITO. Esta Luz es el Alma Divina en el corazón de todas las cosas, porque todo lo que existe lleva el Aliento Luminoso del AMOR-PROPÓSITO de la Presencia Universal.
         Su complemento, La PAZ, es el aspecto de completo silencio y serenidad de La Presencia. También podríamos decir que es el aspecto “VACÍO” de todas las formas creadas…
         LUZ es el Corazón de Amor y el ímpetu siempre “activo” de la Voluntad Espiritual, impulsando el progreso. PAZ es la contracara de la Luz, su aspecto “pasivo”, podríase decir, siempre PRESENTE.

         Ambas Energías son “cualidades” vivas de la PRESENCIA UNIFICADA.
         Esta ‘Presencia’ es el Espíritu Solar en todo.

         El “Sol” es el símbolo que representa, tal vez como ningún otro símbolo, los aspectos integrados de “La Presencia”.
LUZ del Propósito, AMOR en la Unidad, PAZ trascendente…; aspectos integrados de la única y eterna PRESENCIA DE LA VIDA, a la cual hemos llamado:

“PRESENCIA SOLAR”

         Los nombres dados a la Deidad, y las palabras empleadas para explicar la Manifestación de la Vida, han confundido a los estudiantes dentro de un laberinto del cual muchas veces vemos que no pueden salir. Solo la “Síntesis de comprensión” es la luz-guía que puede sacar al estudiante del laberinto de palabras diversas en torno a la filosofía de la existencia y del espíritu.
         Cada cultura y pueblo, cada religión y cada filósofo ha empleado palabras propias para explicar lo que interpretaban como “la Verdad”, y esto ha confundido a muchos humanos que no han sabido ir más allá de las ‘palabras’ y ‘maneras’…
         La libre INVESTIGACIÓN y la INSTRUCCIÓN es el camino para ver lo que hay en común entre todas las corrientes religiosas y filosóficas; (y en esta investigación podrá el estudiante incluir a la ciencia para compararla con las anteriores ramas del saber y del ser). Realizar esta seria investigación, para extraer las esencias puras de los significados ha sido realizado por pocos humanos; debido a que la gran mayoría de los ‘estudiantes’ se contentan con conocimientos y enseñanzas “de segunda mano”, sin ponerse a reflexionar por sí mismos hondamente para hacer la “limpieza” tan necesaria de creencias e ideas, forjando así sus propias teorías y comprensiones.
         Como se dijo, la mayoría se contenta con ‘creer’ lo ofrecido por unos seres “elegidos” que han dado sus vidas a la investigación y entregado sus almas a la búsqueda de la Verdad. Quienes así lo hicieron dejaron huellas y frutos… sí…, pero no para que sus descendientes y posteriores generaciones tomasen esos frutos como dogma o doctrina de fe…, y esto es lo que, lamentablemente, ha ocurrido una y otra vez en la Humanidad.

         Todas las religiones, prácticamente sin excepciones, ofrecen un conjunto de doctrinas, creencias y métodos que dicen conducir a la espiritualidad, todo lo cual ya está armado y es ofrecido como un “combo” que el peregrino debe aceptar o rechazar. En ninguna religión organizada e institucionalizada hay lugar para la libre investigación, para la originalidad en el pensamiento… Todas llevan sus creencias, sus métodos, ritos y costumbres tradicionales, y no ceden jamás ante un espíritu sanamente inquieto que se siente impulsado a cuestionar todas las cosas, ‘lo establecido’, desde la raíz…
         La idea de la ‘herejía’, por ejemplo, tan presente en la historia del Cristianismo, se ha basado en la acusación condenatoria hacia quienes se atrevían a pensar y a sentir en forma original o diferente a como la tradición religiosa ordenaba… Pero no se piense que las religiones orientales están acaso exentas del fanatismo y la ignorancia, pues no es así, ya que también en éstas existe el prejuicio y la presión condenatoria de las creencias ortodoxas. El mal de la estrechez mental y la herrumbre en las creencias es común a todas las religiones y filosofías establecidas, por el simple hecho de que “lo establecido como ‘creencia’ no puede jamás ser La Verdad”. La Verdad está, en todo caso, más allá del plano de las creencias; la Verdad no necesita de “la creencia”, existe por sí misma y no tiene “nombres”, porque las palabras la limitan, encerrándola entre los ‘paredones’ de significados condicionados según la capacidad de la conciencia.
         El mundo de significados es importante en un tramo del largo Sendero del alma; pero así como el alma entró en el laberinto del ‘Intelecto’, en el mundo de significados, así deberá salir airosa de allí, con la Comprensión de la SÍNTESIS a cuestas. Al salir de tal laberinto mental, olvida todos los nombres y las palabras; aunque las conoce, ya no le importan, porque guarda un único fruto de su paso por el “laberinto de ideas”: la COMPRENSIÓN DE LA UNIDAD.
         Esta “Síntesis” solo puede ser lograda a través de un arduo “trabajo interior”.

         La Verdad, entonces, no necesita de nombres y está más allá de las particulares creencias de una u otra forma de filosofía o religión; pero si hemos de darle un nombre…, Nosotros optamos por decir:

LA VERDAD ES LA PRESENCIA ETERNA DE LA VIDA,
ES EL SOL EN TODAS LAS COSAS,
ES LA ‘LUZ’ Y LA ‘PAZ’ DE ESTA “PRESENCIA” EN TODO.

         Con esta orientación de significados hemos comenzado esta transmisión, y con los mismos concluimos, reafirmando conceptos claros y precisos a cerca de la COMPRENSIÓN que debe nacer en las almas humanas, a fin de ofrecer una ayuda para salir del ‘laberinto’ de confusión en el cual tantos peregrinos perdidos se hallan.
        
         La Luz de estas transmisiones conllevan un propósito y este es “el servicio a las almas”.
         Las almas son ‘salvas’ cuando encuentran la COMPRENSIÓN, y lo único que las condena es la Ignorancia.
         Es por ello que encender una Antorcha en el tortuoso camino de las almas jóvenes, se ha convertido en nuestra tarea desde hace eones de vuestro tiempo terrestre, y aún sigue siendo ésta, nuestra labor en el Amor de la Unidad.


LUZ Y PAZ EN LOS CORAZONES.


Jerarquía Solar



6- Pautas claves para el “Trabajo Interior”


         El abanico de circunstancias que rodean a un alma humana, y su posición frente a esas circunstancias, es lo que revela su lugar en el nivel de conciencia y en el Sendero.
Las “circunstancias” son el ‘aparente’ mundo exterior en el cual ‘la burbuja álmica’ tiene su existencia como ‘personalidad humana’.

         Esas ‘circunstancias externas’ son el abanico de emanaciones álmicas, las cuales tienen su raíz y causa en la Ley de Karma. (*)

Karma es “rueda de acciones-reacciones”, causas que determinan efectos, los cuales se convierten en causas…, y así sucesivamente hasta alcanzar un fin. El fin del Karma es la total COMPRENSIÓN o SABIDURÍA.

Toda la larga cadena de reencarnaciones del alma humana a través de sucesivas personalidades, con sus innumerables y complejas “acciones-reacciones”, forman parte de un proceso que necesita ser completado, y todo esto está regido por la Ley de KARMA. (*)

El karma finaliza, o bien, ya no se genera más, cuando la Sabiduría ha llegado. Sabiduría es SER, sin ego. Esto comienza con la toma de consciencia de la ilusión del yo personal. A partir de allí, en un estado de permanente alerta,  la Conciencia permanece sensiblemente en la Unidad de la Vida, desapareciendo el centro ilusorio del “yo”, con o cual el karma ya no tiene de donde asirse, debido a que la “acción-reacción” necesita de la dualidad “sujeto-objeto”, la cual con la sensibilidad a la UNIDAD ha llegado a su fin.

Pero hasta que este estado de SER en Libertad, Paz y Unidad no llega, o bien, no está aún plenamente consciente, el alma manifiesta en torno de su personalidad un “abanico” de circunstancias cambiantes que obedecen a su nivel de conciencia y a las creencias, la mayoría subconscientes, en el individuo.
Lo que se llama ‘mundo exterior’ es tan solo la proyección álmica-kármica y de una región oculta de la mente del hombre; (aquí se emplea la palabra “subconsciente” para referirse a esa zona).

Cuando el ser humano nada ve de todo esto, culpa por sus desgracias a “lo externo a él”, culpa a los demás y a las circunstancias, o a la “mala suerte”…, y suele atribuir a la “buena suerte” sus aciertos y ganancias. No ve aún que ‘lo externo’ es proyección o ‘continuidad’ de su mundo interior.

Una de las características del hombre que se convierte en “Discípulo” es que, ya consciente de estos conceptos, se responsabiliza del mundo que le rodea, trabajando en sí mismo para lograr modificaciones benéficas en su mundo, y comienza a sentir un llamado interno (Dharma, o ‘Ley del Deber del alma’) a trabajar para que otros puedan beneficiarse también de estas de comprensiones.

Cuando el Principio de Unidad comienza a manifestarse a consciencia en el peregrino, este empieza a comprender que lo interno y lo externo son lo mismo, y que, en todo caso, lo que se llama “exterior” es la proyección materializada, siempre fluyendo, de su mundo interior.
Es en este mundo interior, de la mente y el alma, donde están las causas de todo lo que el individuo vive en su vida. Cuando esto es entendido y aprehendido, el individuo comprende por vez primera que el “trabajo sobre sí mismo” es vital; penetrar en su mundo interno será de fundamental importancia por que es allí donde están los obstáculos que se manifiestan en la vida física y espacial como trabas, enfermedad, dolor, pérdida, soledad, etc. Las causas de sus desgracias, así como de sus aciertos y de su fortuna, están en su propia mente subconsciente y se llaman “CREENCIAS”, y en su alma y se llama “KARMA”.
Las ‘creencias’ y el ‘karma’ se relacionan estrechamente, pero la raíz de la segunda es más profunda que la raíz de la primera.

Penetrando en la mente y cambiando allí las creencias limitantes y no saludables puede modificarse gran parte de la realidad de la vida personal. En cuanto al Karma, también es posible, con la entrega, penetrar en esa región más profunda para su conocimiento; y también es posible acceder, en parte, por otros medios (lo cual no significa que sea lícito hacerlo…).
Karma es lección de aprendizaje álmico, por lo tanto, no es inteligente considerar que deba borrarse o cambiarse a voluntad y gusto personal, como algunos estudiantes deficientemente instruidos piensan. Lo más sensato es aceptar las Leyes de la Vida, de las cuales el Karma es una de Ellas, y aprender de las mismas, para comprender lo que es necesario comprender. Porque no debe el chela olvidar que la verdadera liberación de todo karma es la COMPRENSIÓN, y todo lo que, por rectos medios, ayude a la COMPRENSIÓN es lícito y deseable.

Por lo tanto, no se deben buscar ‘métodos’ para liberarse del Karma (del peso del ‘mal karma’), porque en la raíz de esa misma intención hay ignorancia. El camino en cuanto al karma es aceptar, observar y aprender.
En lo que sí puede trabajar el estudiante es en las creencias que guarda en la mente subconsciente. Cuando este trabajo es diario y eficaz, incide en capas más profundas, donde la raíz del Karma se halla. Esta manera de llegar al karma, a través del trabajo interior, que comienza con el AUTOCONOCIMIENTO, es posible y sin peligros.

El Sol dio en esta oportunidad pautas para reconsiderar ciertas acciones respecto del “Trabajo Interior” que algunos aspirantes malinterpretan, intentando cambiar y modificar lo inmodificable (al menos, en el tiempo y forma en el que lo intentan). Solo un necio pelea contra las Leyes de la Naturaleza Espiritual.
Inteligente es, en cambio, reconocer cuál es el verdadero “Trabajo Interior”, ver qué es lo que SÍ está al alcance del estudiante.

Para cambiar algo, hay que conocer muy bien primero aquello que se desea cambiar, conocer su lugar dentro del Esquema Mayor, y saber si es propicio y/o posible cambiarlo.
Cada cosa tiene su lugar y su tiempo bajo el Sol espiritual. Comprender esto es Sabiduría, algo de lo que adolece vuestra Humanidad.

Procurad no caer en errores, por falta de estudio y entendimiento.
La Instrucción es el camino recomendado.
Estas transmisiones en esa vía viajan…

PAZ  



         (*) Existen también otras Leyes, además de la del Karma, por las cuales el alma puede emanar circunstancias en su derredor, como la Ley de DHARMA, que es Servicio, pero es necesario superar el “grueso” de energías de creencias y de karma para que esta LEY haga notar su influencia en la vida del hombre.



sábado, 1 de febrero de 2014

5- El Camino Místico del Arte



         El Plan para la vida material universal es la EVOLUCIÓN, como bien saben los estudiantes. EVOLUCIÓN es el método empleado por el Espíritu Solar Universal para auto-generar cada vez más “materia consciente” y exquisitas ‘cualidades’.

         Todo lo que veis en la Naturaleza; todas sus formas, colores, sonidos y movimientos de los cuerpos a través del Espacio son la expresión de “cualidades” del Logos, las cuales han sido ganadas en Manvantaras anteriores.
Cada nuevo Ciclo de Manifestación Evolutiva trae a la expresión formal todas las cualidades adquiridas en anteriores Manifestaciones. Todo el proceso es: El Gran Ciclo Periódico, o MAHA-MANVANTARA de la Belleza.

La Belleza es la sumatoria y armónica combinación de CUALIDADES en la Creación de las formas vivientes. El “Gran Arquitecto” es además el “Gran Artista”. Su Propósito es manifestar la Vida a través de innumerables y distinguidas formas en un concierto pictórico interrelacionado e interdependiente; ya que ninguna forma viva en la Naturaleza existe sin las demás, todo es interdependiente, formando lo que podría llamarse: un gran Organismo Vivo. A este Organismo Viviente, con todos sus movimientos internos polares y cíclicos, lo han llamado GAIA en la Tierra.
Se da el nombre de GAIA al Planeta Tierra como Organismo Viviente al cual se le atribuye además “CONCIENCIA”. En efecto, ese Organismo Planetario posee Conciencia, y esa Conciencia es la expresión de la sumatoria de todos los grados evolutivos de los miles de millones de entidades vivientes que contiene en Su Cuerpo.
Ya se han dado pautas de este tema con mayor detalle en otro Blog Hermano (“El Fénix de la Gnosis”); pero ésta ha sido tan solo una reseña introductoria para hablar del Arte y la Belleza de la Vida en manifestación.

No sirven de mucho las palabras para expresar la Belleza de la Vida, ya que es más útil y preciso corroborar su verdad. Veréis que no existe comparación ni símbolo, por más que lo realice el mejor intelecto, que pueda reflejar el sentimiento de admiración, gratitud y afecto que nace en el corazón al contemplar en forma directa a la Naturaleza. Un gran poeta podría acaso narrarlo en versos…, un pintor, expresarlo en su lienzo…, un músico manifestarlo con creativas melodías y armonías inspiradas por la Belleza…, pero nada se compara a la vivencia directa, a encontrarse íntimamente con la Belleza. Y esto puede suceder al observar una hormiga, un pájaro, o una hoja seca movida por el viento… La captación de la Belleza solo requiere de una cosa: que ‘el observador’ desaparezca… y se haga uno con ‘lo observado’… Esto es CONTEMPLACIÓN.

¿Cómo ‘hablar’ de la Belleza…?
¡Debéis vivirla!

Con la sensibilidad, y si estáis vacíos en lo interno para observar todo como si recién llegarais a la Tierra…, quedaríais automáticamente en silencio ante la Creación, ante cada criatura, ante La Vida en todas sus cualidades de formas, colores y armonías; quedaríais sin pensamientos, sin palabras, extasiados…

Toda la Belleza y Armonía en la Naturaleza es Amor; Amor del Logos Solar, el ‘Gran Artista’, expresando sus cualidades en un intento constante y siempre presente de “pintar su mejor cuadro”…, de “ejecutar su mejor música”…
Y a la vez que esto hace como Creador, manifestando Sus cualidades de Vida que son sus Dones, está APRENDIENDO… Sí…, la Divinidad también aprende; como “Conciencia” siempre está en expansión, ‘progresa’, adquiriendo nuevos y más exquisitos Dones para poder así manifestar cada vez más Belleza y Armonía.

En esto consiste la EVOLUCIÓN, tanto en un Planeta, en un Sistema Solar, como en una Galaxia o en un Universo Local, hasta llegar al Gran Universo del TODO.
EVOLUCIÓN puede ser entendida como el impulso incesante del Amor de auto-generar cada vez mayor perfección y sutileza de armonías y melodías de la Vida.

BELLEZA ES AMOR. Pero no hablamos de una belleza que dependa del trasfondo psicológico humano para su evaluación, de la limitada visión condicionada humana, visión que separa a la belleza de la fealdad…, ya que la Belleza de la que hablamos no tiene ‘opuestos’, y solo una mente virgen, vacía, sin trasfondos de dualidades, puede contemplarla y asimilarla, comulgar con Ella, volverse Una con Ella.

La verdadera Belleza de la Naturaleza no puede ser descubierta por una mente atestada de condicionamientos, por una mente que no puede estar quieta para contemplar.
La Belleza de la Creación es muy exigente y selectiva con “su público”, solo se deja ver por el amante de la Vida, solo se deja observar por quien sabe “escuchar”.

Quien sabe ‘escuchar’ puede ir más allá del abstracto intelecto y penetrar en los secretos de la Vida, y esto requiere de sensibilidad.

Quienes han sabido ‘escuchar’ al Gran Artista se han transformado en artistas, inspirados por Su energía creadora; y al tratar de expresar la Belleza contemplada han utilizado diferentes medios disponibles, surgiendo así la poesía, la música, la pintura, la escultura…, y ciertos místicos, que no crean con elementos materiales visibles, sino con elementos invisibles…
Pero los verdaderos ‘artistas’ son pocos, una rareza…

El Sol ha querido hoy señalar un ‘Código de Unidad’ especial, relacionado a la Belleza, al Arte, y a la Sensibilidad. Este camino es interno, y la Instrucción posible en este punto es tan solo ‘señalar’ este Sendero, ya que el mismo no depende tanto de los símbolos y las palabras, sino de la vivencia directa y del sentir pleno de la Armonía. Por lo tanto, solo es ‘señalado, con pocas palabras, “el Camino Místico del Arte”: EL CAMINO DEL CORAZÓN.


PAZ Y LUZ EN LOS CORAZONES.



4- El Camino Consciente del Intelecto



Amados Discípulos de la Vida:
                                                                    El Orden Dorado de Conciencia se va manifestando día a día en todos aquellos humanos que abren sus corazones y mentes al CAMBIO. El primer impulso hacia el Despertar espiritual trae aparejados cambios radicales en la vida del peregrino; cambios ‘internos’ que se manifiestan en ‘lo externo’, en todas las cosas y circunstancias que rodean al chela.
        
         Jamás debe el chela perder de vista que ‘lo interno’ y ‘lo externo’ son una misma cosa, se manifiestan como un mismo fluir, sin divisiones. El mundo dual de la mente cerebral concreta hace que deban emplearse símbolos para expresar significados. “Las palabras” son símbolos que contienen significados, y aunque con limitaciones, son útiles en cierta etapa del Sendero para llevar a la mente de la región de oscuridad, de la Ignorancia, hasta la otra orilla, el umbral de la Luz, de la Sabiduría.
        
         Las palabras, bien empleadas y direccionadas, pueden formar un “Puente de Conciencia” entre el mundo ilusorio de la básica percepción sensorial y la Región de la Conciencia de Unidad.
         Ese PUENTE ha sido llamado ANTAKARANA por el antiguo esoterismo, y está formado con material de “entendimiento”, continuo y creciente, hacia la SÍNTESIS DE COMPRENSIÓN.

         El INTELECTO debe activarse plenamente y llegar a su apogeo, a la cumbre de sus posibilidades, para que así el “Puente del entendimiento” sea construido.  Este ‘PUENTE’ es Energía de Pensamiento en un nivel sutil y claro; es decir, que no cualquier pensamiento puede formar parte constitutiva del ‘Puente de Conciencia’ o Antakarana. Existen pensamientos-formas que, en lugar de aportar a la construcción, impiden el avance de la construcción del Puente Interno; y esas son las creencias condicionantes y limitantes y los conceptos erróneos.

         Los pensamientos erróneos, basados en la ilusión (kama-manásicos) son los que atentan o impiden el avance de la construcción del Puente-Luz. Es por ello que se hace tan importante y necesario que el chela se dedique a trabajar en la limpieza y saneamiento de su mundo interno, de su psiquis (emociones y mente), porque de no hacerlo, pensando como ocurre muchas veces, que tan solo la fe, la meditación o la oración son suficientes…, no podrá progresar internamente.
El progreso interno implica y significa la construcción de este PUENTE DE CONCIENCIA, y esta obra solo puede realizarla un constante y dedicado trabajo de AUTOOBSERVACIÓN y REFLEXIÓN, con mente abierta, sin apegos.

         Sin estas condiciones, el PUENTE DE CONCIENCIA, que al principio solo requiere de elementos de vivencias y experiencias con básicas recolecciones de comprensión, no podrá ser concluido, porque a partir de cierta etapa, el camino pasa de ser ‘inconsciente’ a ser ‘consciente’; es decir, que el chela es quien se hace consciente y responsable del mundo de creencias en su interior, y es quien, ‘conociéndose a sí mismo’, irá determinando qué elementos vibracionales de emociones y pensamientos guardará en “su casa”, y cuales no…, llevando a cabo de esta manera, una profunda limpieza consciente.
         Esta “limpieza interior” va simultáneamente ‘de la mano’ de la Construcción del ‘Puente de Conciencia’, con cimientos en conceptos claros y ciertos, que conducirá, como se dijo, a los umbrales de la UNIDAD DE LA VIDA.

         Comenzamos esta transmisión diciendo que “el Orden Dorado de Conciencia se va manifestando en todos aquellos humanos que abren sus corazones y mentes al CAMBIO”; y todo el desarrollo posterior en la presente instrucción se basó en dicho enunciado. Veamos ahora más en detalle las palabras empleadas en dicho enunciado:

         El “Orden Dorado de Conciencia” es la Conciencia Solar o Crística. La palabra “Cristo” deriva de una primitiva palabra gnóstica: “Christos”, que significaba “el purificado”. Por lo tanto, el estudiante podrá ver que el Sendero que todo peregrino debe recorrer es interno, y su “recorrido” es en realidad a través de capas y más capas de emociones y pensamientos que debe ver en sí mismo y desechar, hasta alcanzar la total PURIFICACIÓN.
         Alcanzar la total purificación es sinónimo de hablar del advenimiento de la Conciencia Crística o Conciencia de Unidad, ya que todo ello significa lo mismo.

         Es a causa del empleo de las palabras, sin síntesis de comprensión, que los estudiantes habitualmente confunden los términos y se encuentran muy divididos por dentro, por que creen ver multiplicidad de conocimientos aparentemente diferentes, donde en realidad existe una única verdad subyacente a todo. La UNIDAD es esa verdad. Para quien lo ve, ya no importan tanto los términos empleados, aunque algunas palabras puedan hacer más honor a la Esencia de la Verdad que otras…

         “Conciencia Crística” es “Conciencia Purificada”, por que solo en la total transparencia, sin espejismos astrales o ilusiones mentales, solo tras la vital PURIFICACIÓN, puede el ser humano sentir la UNIDAD DE LA VIDA.
         Por lo tanto:

Conciencia Crística es Conciencia de Unidad,
y esta UNIDAD es el Sol espiritual eterno e indiviso, el Alfa y el Omega:
La ‘PRESENCIA’ en Todo.

         Por todo esto os decimos:

         Entrar en el terreno de las palabras (símbolos y significados) es un desafío que ningún peregrino puede saltearse; todos deben enfrentar este gran desafío tarde o temprano, descubriendo lo falso como falso y desechándolo, y eligiendo los significados verdaderos como aquellos elementos útiles y necesarios que construirán El Puente de Comprensión.
         Este PUENTE comienza con la capitalización de las experiencias simples de la vida, y prosigue con una decisión consciente hacia la autotransformación interior, con entrega y reflexión constante, abierta.
         El ‘Sendero’ es la construcción de tal ‘Puente’, y aunque existen quienes ya han construido Puentes de Conciencia y han podido facilitar instrucciones o ‘manuales útiles’…, el ‘Puente’ ha de ser construido por cada peregrino, con su propia voluntad e inteligencia.

         CRISTO, SOL, UNIDAD, AMOR, representan “La Meta”, pero esas…, son tan solo “palabras”… La verdad que encierran, ha de ser descubierta, y vivida!


PAZ EN LOS CORAZONES




3- La Presencia Solar



El Sol Viviente está en vuestro corazón.

         Esta es una ‘clave’ que siempre se ha revelado a lo largo de los milenios de la historia del hombre sobre la Tierra, aunque en más de una ocasión esta verdad ha sido distorsionada por deficiencias interpretativas.
El “Sol en el corazón” del hombre es un destello de la Luz Espiritual del Sistema Solar, que está siempre presente, en todas las criaturas dentro de su esfera de influencia.
         Vuestra tarea, como estudiantes de las Verdades eternas de la Vida, es descubrir lo que es verdadero y desechar lo falso, en cualquier tema y en cualquier lugar donde os encontréis. Por lo tanto, buscad la verdad comenzando por reconocer esta “hipótesis” como verdadera, la cual señala que ‘el Sol Viviente ya está presente en vuestros centros cardíacos’.

         Algunos se preguntarán: ¿No es acaso que esa Luz debe ‘nacer’ en el corazón…, que debe ‘encenderse’…? ¿Cómo que ya está encendida…?

         La Luz del Logos Solar, del Señor Solar, está ya encendida en cada una de sus criaturas. Desde el átomo, hasta las moléculas minerales, los diferentes vegetales, los animales, y el hombre, en todos…, vibra la Presencia Viviente de la Luz de la Vida. Se ha llamado con diferentes nombres a esta Esencia-Presencia de Luz Viviente, comparable a un Sol Eterno. Cada época y/o cultura en la historia del hombre empleó sus propios vocablos para nombrar a LA PRESENCIA de la Vida, pero todos coinciden en el significado: “una única Esencia de Vida Universal que es proyectada en las creaciones menores, materiales, por una Gran Conciencia Solar, un Logos”. Es por ello que el “SOL” ha sido un símbolo de lo Divino para tantas culturas y civilizaciones a lo largo de los milenios. Por lo tanto, amados estudiantes, decir que el Sol Viviente está en vuestro corazón es correcto, por que nada hay que pueda llamarse “VIDA” que no esté iluminado por un destello vibrante del Sol Central de un Sistema.

         Sin embargo, cierto es que para que este Sol espiritual en el hombre  vibre en su mayor sintonía y sincronía con Su Fuente expresándose en la materia con transparencia, debe existir una preparación de los ‘vehículos humanos’, por que la materia grosera de los cuerpos densos del hombre impide a este Sol sutil revelar plenamente Su Presencia, ya que las densidades oscurecen las finas hebras vibracionales del Sol Búdico-Átmico.
         Es por ello que los humanos que aún no han despertado a la conciencia de la Luz espiritual, tienen una vida a oscuras, sumida en la vibración de las ‘tinieblas’, es decir, en la densa ‘niebla’ de la materia astral y física. La materia física-etérica, astral, y mental debe sutilizarse a través de un proceso alquímico de PURIFICACIÓN para que el Sol Viviente que “ya existe” en el plexo cardíaco pueda ir poco a poco revelándose con todo el poder transparente de su Luz, es decir, para que su Luz de Paz, Amor y Unidad pueda expresarse en y a través de los planos físico, astral y mental del hombre. A este proceso de “Purificación-Iluminación” algunos lo han interpretado como “el nacimiento del Cristo Niño en el corazón”, y  el consecuente y complejo proceso de maduración del Cristo nacido. Otros lo han relacionado con un proceso de Iniciaciones esotéricas, con escalonadas y crecientes aperturas y expansiones de conciencia. Todos se refieren a lo mismo, pero hoy aquí estamos considerando el hecho, poco revelado y comprendido, de que el proceso de Iluminación espiritual no consiste en “encender” la Luz interior para que con ‘el tiempo’ vaya ganando más luminosidad…, ya que el Sol espiritual YA ESTÁ ENCENDIDO, y no puede ser ni aumentado ni disminuido. Lo único que puede el hombre hacer es Purificar los vehículos humanos de expresión de ese Sol Viviente, para que así llegue el momento en el cual, ya sin obstáculos ni trabas de ilusiones y espejismos, pueda la Presencia Solar traslucir sus Dorados Rayos, expresándose como CONCIENCIA CONSCIENTE. Es decir, que el Sol, que ya brilla, debe adquirir ‘cualidad consciente’, expresándose como tal.

         El proceso de purga y purificación es un proceso de continuas tomas de consciencia, y esto tiene que ver con la psiquis humana. Las emociones y la mente humana funcionan comúnmente en base a patrones de mecanicidad, que por lo general, no acompañan al brillo del Sol Viviente de la Unidad. La mente mecánica del hombre obedece a códigos de ilusión y separatividad, muy variados y complejos. Es por ello que mientras la psiquis humana siga sujeta a esos códigos mecánicos subconscientes (creencias, conceptos erróneos, mandatos culturales, etc.) el Sol de la Unidad se encontrará impedido de brillar con Su Luz propia, por que ‘Su Casa’, el templo humano, (en especial la mente) está usurpada por el ego inferior, es decir, la conciencia humana basada en la percepción de ‘las formas’ y sus consecuentes complejidades psicológicas.
        
         La PURIFICACIÓN es la base para que el Sol de la Paz y la Unidad pueda vibrar en y a través de los vehículos del hombre.
         El “Sol”, la Presencia Espiritual, ya brilla, siempre ha estado en la plenitud de su Luz, la cual no puede ser, como dijimos, aumentada o disminuida por que es Unidad plena, eterna e infinita, y está más allá del factor tiempo.
         Por lo tanto, no es correcto considerar que el despertar espiritual es un proceso en el tiempo, como muchos estudiantes entienden; porque el tiempo no afecta ni modifica jamás al Espíritu puro.
         Toda la existencia es una manifestación, en tiempo-espacio, de una infinita y eterna Presencia de Vida que está más allá de cualquier limitación condicionada de tiempo y espacio. La existencia, con todas las creaciones o manifestaciones de vida son como ‘el movimiento’ de la Vida’ en una burbuja espacial de Tiempo. Tiempo y espacio se conjugan así en diferentes e incontables formas, dando origen a distintas dimensiones de vida o ‘moradas’ en el Universo. Es en este tipo de conceptos en los que los estudiantes pueden apoyarse para aceptar como “hipótesis” la verdad ya enunciada de que la Presencia Solar en cada criatura no depende del factor tiempo, es un hecho en el AHORA, y ese AHORA es eternidad.

         El Sol de la Unidad y la Paz es esa PRESENCIA, que no puede ser seccionada, dividida o separada de Sí misma. Por lo tanto, cuando nos aventuramos a afirmar que “el Sol Viviente ya vibra con esplendor en el centro cardíaco de todas las criaturas”, no erramos, sino por el contrario, estamos confirmando el PRINCIPIO DE UNIDAD de la Vida.
         El proceso de la Evolución y los grados iniciáticos se basan en la expresión y expansión progresiva de la ‘Conciencia Consciente’, y esto puede ser entendido como la toma de consciencia, cada vez con menos limitación, de ‘la ilimitada Unidad de la Vida Cósmica’. Esto significa que existen muchos niveles o grados de conciencia, cada uno con un límite de expansión diferente de la Presencia ilimitada.

         Si consideráis a estas ‘hipótesis’ como certezas, por lógica o intuición, veréis que:
-     No necesitáis crear la Unidad; ésta ya existe.
-     No necesitáis ‘encender’ la Luz Crística; porque ya está encendida.
-     No necesitáis terminar con la oscuridad, porque la oscuridad no tiene existencia verdadera, siendo (o ‘pareciendo’) real solo en una delgada franja de evolución durante el pasaje por los planos más densos de la manifestación material.
-     Y  no necesitáis crear la Paz; solo deberéis dejar caer las cáscaras que cubren Su Rostro, el verdadero Rostro de la PRESENCIA SOLAR.

Entrad en estos nuevos conceptos, y así encenderéis el CÓDIGO DE UNIDAD en vuestras almas, que será el que reemplazará a los añejos y endurecidos códigos de creencias relacionadas con la ilusión y la separatividad, que han regido la conciencia de la humanidad por milenios.

Cread el Puente en vosotros hacia ese Despertar.
Sois el Puente y la Luz a la que conduce.
Solo reconocedlo con contundencia.

FUENTE LUZ